jueves, diciembre 8

«Pata» Medina quiso ingresar al acto de Fernández en Ensenada pero lo rebotaron en la puerta

Juan Pablo «Pata» Medina, ex titular del sindicato de la UOCRA de La Plata, intentó ingresar junto a familiares y un grupo de seguidores al acto del presidente Alberto Fernández, a sólo dos meses de su excarcelación, pero los efectivos policiales encargados de seguridad le impidieron el paso.

El gremialista se acercó al lugar antes del inicio del acto, junto a su esposa, que se encontraba sin barbijo, y uno de sus hijos, acompañado además por unas cincuenta personas del sindicato, varios de ellos también sin tapabocas, con la intención de participar de la ceremonia.

Ante la negativa para su ingreso, los seguidores de Medina comenzaron a cantar «Que entre el Pata la p… que lo parió, que entre el Pata la p… que lo parió».

Algunos de los gremialistas intentaron pasar del otro lado de las vallas pero en ese instante llegó un refuerzo de efectivos que formó un cordón para reforzar el control, lo cual terminó de desalentar a los manifestantes de Medina de cualquier voluntad de forzar un ingreso.

Enojados por no haber podido entrar, los hombres de la UOCRA platense permanecieron en el ingreso y luego insultaron a los intendentes oficialistas que se retiraban del lugar.

Medina permaneció detenido desde septiembre de 2017 por orden del juez federal de Quilmes Luis Armella, que lo procesó por los delitos de «asociación ilícita», «lavado de dinero» y «extorsión», además de embargarlo por 200 millones de pesos.

Hace dos meses, pese a ser excarcelado, se le prohibió llevar a cabo cualquier actividad sindical, concurrir a locales gremiales y salir del país.

«Estamos contentos por la presencia de Cristina, el gobernador y el Presidente. Pedimos fuentes de trabajo para los compañeros, tenemos miles de desocupados», sostuvo Medina en declaraciones a un medio platense para explicar los motivos de su presencia en el acto que reunió a la plana mayor del oficialismo, ya que también estuvieron la vicepresidenta Cristina Kirchner, el gobernador Axel Kicillof, y el presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Massa.

En tanto, en las inmediaciones del lugar del acto en Ensenada se observaron varios pasacalles con un mensaje alusivo al reciente revés que sufrió el Gobierno nacional por el fallo de la Corte Suprema de Justicia que avaló la autonomía de la Ciudad de Buenos Aires en el marco del conflicto por las clases presenciales.

«Democracia o partido judicial», señalaban los pasacalles montados, con los colores de la bandera argentina de fondo.