domingo, septiembre 25

El MASA se suma al paro de la CGT, que amaga con convocar a todo el arco sindical

El Movimiento de Acción Sindical Argentino (MASA) confirmó ayer su adhesión al paro general que dispuso la CGT para el próximo 25 de junio y se empieza a cerrar el círculo sobre todo el arco sindical. Es que ya confirmaron su adhesión todas las expresiones ceteístas, y se espera que también se incorporen las organizaciones sociales.

En un comunicado emitido por el espacio que lideran Sergio Sasia y Omar Viviani, recordaron que los gremios que lo componen están adheridos a la central obrera y que por ello serán parte de la jornada de protesta.

«El MASA viene analizando y evaluando la situación económica, política y social por la que atraviesa el País y el impacto que las políticas emanadas del Gobierno Nacional generan sobre los trabajadores, los jubilados, la industria nacional y los sectores más vulnerables», señalaron.

Recordaron que «en diferentes oportunidades nuestro Movimiento ha expresado su visión y su pensamiento, fijando posición e impulsando Propuestas de diferente índole, a sabiendas de la de la responsabilidad que como representantes de los trabajadores tenemos y de la Batalla Cultural que debemos enfrentar».

Por último resaltaron que seguirán trabajando en la búsqueda de «materializar un Proyecto de país, con una Agenda Programática y Objetivos concretos, que sin lugar a dudas debe debatir e impulsar el Movimiento Obrero, tal como lo expresamos allá en el tiempo».

Y, en una especie de mensaje de cara al Congreso del 22 de agosto, resaltaron que «seguirán bregando por la unidad de todos los trabajadores, reafirmando el compromiso histórico de las tres banderas del Peronismo; Soberanía Política, Independencia Económica y Justicia Social».

Del MASA forman parte, además de Viviani y Sasia, Guillermo Moser (Federación de Luz y Fuerza); Norberto Di Próspero (Legislativos); Osvaldo Iadarola (Telefónicos); Rubén Salas (Quí­micos); Luis Pandolfi (Tintoreros); Marcos Castro (Capitanes de ultramar) y Raúl Quiñones (Tabaco), entre casi 50 organizaciones sindicales.