viernes, diciembre 2

El dirigente de Atilra Heber Ríos adelantó que la Corriente Federal pedirá una movilización desde la CGT al sector empresario

En un congreso nacional de la Corriente Federal de Trabajadores en la CGT, habló Heber Ríos, secretario general de ATILRA. Aseguró que en el documento final de la jornada habrá un llamado a movilizar desde la CGT a las cámaras empresarias: «Porque cuando quieren hacerle daño a nuestro país, lo hacen.». La fecha probable por ahora es el 26 de julio.

El secretario general del sindicato de la industria láctea Heber Ríos realizó declaraciones a AM530 – Somos Radio sobre la posibilidad de hacer un planteo a la CGT desde la Corriente Federal para movilizar en el contexto de crisis: «Venimos planteando eso hace muchísimo tiempo porque creemos que hay que es necesario fijar una posición clara. El documento final seguramente tiene que ver con esto.»

Ríos hace referencia al texto que saldrá este viernes al cierre del plenario que realiza la CFT en el Camping del SATSAID ubicado en la localidad bonaerense de Moreno.

«No es una exigencia sino una necesidad que el movimiento obrero organizado plantee una movilización señalando a aquellos sectores concentrados de poder que están haciéndole mucho mal a nuestro país. Tiene que ver con la inflación, con la pérdida de poder adquisitivo», agregó.

La fecha probable que se plantea desde el moyanismo es el próximo 26 de julio y la dirección a la que Ríos considera que deben dirigirse es a los resonados formadores de precios: «Tenemos que ir a esas cámaras empresarias, a esos sectores empresarios que cuando quieren hacerle daño a nuestro país, lo hacen.»

«Espero que el gobierno no interprete que esto es algo contra el gobierno nacional o que tenemos intereses en romper algún tipo de unidad», aclaración necesaria en momentos de internas cruzadas. +

Asimismo, el dirigente de Atilra aprovechó para recordar que la inflación se come las paritarias: «Los trabajadores de la industria láctea tienen un salario digno hoy en día, hemos logrado un 70% de aumento pero los compañeros siguen viendo como se pierde poder adquisitivo producto de la inflación y cómo se están remarcando los precios.»

Y reclamó un lugar para los sindicatos en la lucha contra la inflación: «Le hemos pedido al gobierno que de esos acuerdo que hacen, participen al movimiento obrero. Nosotros podemos aportar y mucho, podemos actuar como órgano de contralor. Venimos de la industria láctea que tiene empresas importantísimas como Mastelone, Danone. Nosotros sabemos que esos productos pueden estar mucho más accesibles en las mesas de todos los argentinos y argentinas.», señaló.

Y luego detalló un interesante aporte que muestra que la influencia de las paritarias en la formación de los precios es exigua: «El costo de la mano de obra de los productos lácteos hoy no excede el 4%. Sabemos cuánto le pone el sector industrial, insumos, distribución, cuánto le pone el productor, al que se le está pagando bien hoy, pero cuando eso llega a las góndolas están los formadores de precios que son las grandes cadenas de comercialización de nuestro país.»

El 70% de aumento salarial conseguido por el gremio para las y los trabajadores del sector no sería entonces el generador de los aumentos de precios.