miércoles, agosto 17

Así lo dispuso hoy el Juzgado Nacional en los Criminal y Correccional N° 63 a cargo de la jueza Vanesa Peluffo. Entre los 41 choferes de la UTA que fueron acusados se encontraba Miguel Ángel Bustinduy que encabeza la agrupación opositora «Juan Manuel Palacios». «Se cayó el armado de causas de Fernández», afirmaron.

El 16 de diciembre de 2019 la sede del sindicato de choferes de colectivos UTA terminó tomada por cientos de trabajadores, delegados y referentes de distintas líneas de colectivos.

El origen del conflicto se encuentra en un polémico proceso electoral con el que Roberto Fernández finalmente renovó nuevamente su mandato. Para aquella ocasión no homologó la nómina de Miguel Ángel Bustinduy, hombre clave en el armado sindical de la zona metropolitana y cabeza de la principal agrupación opositora.

Luego de no poder presentarse a los comicios las diferencias se acrecentaron con el acercamiento de los opositores al moyanismo. En aquella jornada a fines de 2019 y luego de paralizar más de 60 líneas de colectivos, tomaron las instalaciones mientras le exigían la renuncia a Fernández. 

Con el correr del tiempo, la situación escaló y algunos de los presentes «provocaron daños en mobiliarios e instalaciones –mampostería, puertas internas y externas, vidrios de ventanas y de puertas tanto internas como externas, entre otros- agredieron físicamente y lesionaron a varios empleados que se encontraba realizando sus tareas en el lugar y sustrajeron diversos objetos.», según se afirma en el documento judicial al que accedió InfoGremiales en exclusivo.

De la investigación judicial resultó que la jueza Peluffo decretó la falta de mérito para procesar o sobreseer a Miguel Ángel Bustinduy, Carlos Ramón Franco, Orlando Gabriel Varela, Gustavo de Jesús Esquivel, Juan Manuel Segui, Ricardo Fabián Michel, Julio Daniel Noguera, Walter Osvaldo Fernández, Walter Hugo Fernández, Luis Ángel Ludueña, Eduardo Ernesto Morandi, Cristian Adrián Aramberry, Roberto Enrique Tevez, Luis Gustavo Zuñiga, Matías Ezequiel Viccichi, Néstor Fabián Rivero, Héctor Gastón Quinteros, Martin Adrián Almada, Jesus Horacio Lascano, Sergio Maximiliano Clemente, David Roberto Reynoso, Julián Emilio Baioni, Walter Leonardo Narváez, Ángel Gamarra, Daniel Oscar Sosa, Carlos Alberto Coronel, Aldo Andrés Zambrano, Cristian Damian Castillón, Jorge Javier Isabella Matos, Hernán Antonio Romero, Walter David Castillon, Mauro Israel Gómez, Jose Luis Fernández, Gabriel Alejandro Naveira, Oscar Rodolfo Carófalo, Raúl Horacio Jerónimo, Silverio Gómez, Javier Omar Pacios, Jonathan Fabián Mansilla, Miguel Adrián Roberti y Esteban Joel Montaño, de las restantes condiciones personales obrantes en autos, en orden a los hechos por los que fueron indagados en la causa.

«Se cayó el armado de causas de Fernández», afirmaron desde la «Juan Manuel Palacios».

Dictan falta de mérito para 41 choferes por la toma de la sede de la UTA en 2019

Otros seis, sin embargo, quedaron procesados por ser considerados prima facie autores del delito de hurto calamitoso en tentativa, que implica tomar cosas ajenas aprovechando la ocasión de un incendio, inundación u otra calamidad, y esperan la resolución judicial en libertad provisional.

Según la UTA, los imputados, junto a otras cientos de personas a la fecha no identificadas, tras ingresar a la sede gremial mediando fuerza física en las cosas y violencia sobre las personas, se apoderaron ilegítimamente mediante el uso de al menos un arma de fuego, de: -electrodomésticos y otros bienes que fueran donados previamente a UTA por varias empresas de transporte público de pasajeros para ser sorteadas en la fiesta de fin de año del gremio, billeteras varias, libro de actas y la suma de unos $876.000.

El documento también registró a 10 heridos con fracturas y politraumatismos de toda índole.