miércoles, agosto 17

Con Pablo Fresco como referente lanzan FLAP, una agrupación que empuja el recambio generacional en el gremio del Personal Superior de Empresas Aerocomerciales

En un año muy complejo para el sector, el Frente laboral de Aeronáuticos por la Pluralidad (FLAP), comandado por Pablo Fresco, se presentó oficialmente. Habló de la necesidad de un recambio generacional y también de mayor participación del interior. Además propuso un cambio a en las formas de gestionar el sindicato.

Tras un año muy complejo en la industria aerocomercial producto de la peor crisis de la historia provocada por la pandemia del COVID -19, y en momentos donde se viene dando un gran recambio generacional en diferentes gremios el sector, una nueva agrupación irrumpió en el horizonte de la Unión del Personal Superior y Profesional de Empresas Aerocomerciales (UPSA).

Es que con Pablo Fresco como referente y el respaldo de un conjunto de delegados, se presentó el Frente laboral de Aeronáuticos por la Pluralidad (FLAP), un espacio conformado por trabajadores las empresas Aerolíneas Argentinas, Intercargo, Duty Free e Indra.

«Vemos una necesidad de un recambio generacional y también de mayor participación. Además buscamos un cambio a en las formas de gestionar el sindicato», explicó Pablo Fresco a InfoGremiales.

Con Pablo Fresco como referente, lanzan FLAP, una agrupación para empujar el recambio generacional en el gremio del Personal Superior de Empresas Aerocomerciales
Con Pablo Fresco como referente, lanzan FLAP, una agrupación para empujar el recambio generacional en el gremio del Personal Superior de Empresas Aerocomerciales

Fresco es trabajador de Intercargo hace 19 años, Profesor en Ciencia Política, secretario de derechos humanos de UPSA y coordinador nacional de educación de la Federación Internacional de los Trabajadores del Transporte (ITF). Además es un hombre de confianza del moyanismo en el sector.

«Somos trabajadores y trabajadoras que creemos en la pluralidad de voces, que vemos una falta comunicación y gestión en diferentes ámbitos. Hemos planteado nuestras diferencias y no fueron tomadas en cuento es por eso que conformamos la FLAP para poder plantear desde otro lugar y con mayor fuerza nuestros reclamos», añadió.

«Creemos que el sindicato debe estar más cerca de la gente en los lugares de trabajo, que debe generarse más y mejores beneficios, además de propiciar la participación para que tengamos un sindicato fuerte. Ahora la participación es limitada, no hay comunicación o es muy mala», remarcó Fresco.

Y explicó: «Las necesidades de los trabajadores del interior del país no son atendidas, hace años que no se los va a ver y deben afrontar las tareas sin acompañamiento del sindicato, entre otros tantos temas que creemos que se deben abordar».

La conducción de UPSA todavía no fijó fecha de los próximos comicios. Se cree que el número de trabajadores que deberán elegir la nueva comisión directiva ronda los 2300, aunque el universo quedó muy golpeado por los retiros voluntarios y las jubilaciones anticipadas de estos años de pandemia.

Para Fresco «La industria está en permanente actualización debido a las nuevas tecnologías y nosotros tememos que formar parte de esa transformación, ser parte implica actuar con responsabilidad, pensando en la industria de los próximos 30 años y no vemos que eso se esté haciendo. La adaptación y la creación de nuevas herramientas son fundamentales para la preservación y creación de empleos de calidad».

«FLAP vino para plantear estas diferencias y además para estar donde siempre estuvimos: en los lugares de trabajo. La dirigencia sindical necesita de actores que asuman con responsabilidad el mandato de las bases. No venimos para ocupar sillones si no para trabajar como lo hacemos día a día con nuestros compañeros, es inevitable y sucede en todos los sindicatos, la necesidad de renovación de dirigentes», concluyó.