viernes, diciembre 2

Cresta Roja: de símbolo de la reactivación a símbolo del conflicto social

Cresta Roja pasó de ser el emblema de la reactivación del macrismo a ser uno de los focos más calientes del conflicto social. Es que la avícola no sólo no calmó la tensión, sino que va subiendo el nivel de conflicto. Ayer despedidos de la empresa se encadenaron en Economía. Silvio Etchehun afirmó que la protesta es «por tiempo indeterminado, hasta que se resuelvan nuestros pedidos», al reclamar la reincorporación de 2.500 trabajadores a Cresta Roja.

El sindicalista señaló en declaraciones a la agencia de noticias NA que «por indicación del intendente de Ezeiza, Alejandro Granados, vinimos al ministerio de Producción,porque nos recibiría Pedro Inchauspe, el vicejefe de gabinete y cuando llegamos nos comunicaron que no nos recibirá».

«Granados nos dijo que Inchauspe, era el funcionario encargado de la situación de Cresta Roja, y por la promesa de diálogo y probable solución, nosotros levantamos los cortes de protesta como señal de buena voluntad» dijo Etchehun.

El sindicalista se halla encadenado junto a los delegados Julian De Coud, Víctor González, Eduardo Cancelo y Gastón Hoyos, frente a las puerts del Palacio de Hacienda, donde funciona el miisterio de la Producción, que encabeza, Francisco Cabrera.

Etchehun dijo que la protesta «es por tiempo indeterminado y la semana próxima reanudaremos los cortes de ruta, si no tenemos una solución».

El sindicalista explicó que de los trabajadores pertenecientes al gremio de la carne «fueron reincorporados 487, de los cuales ya despidieron a tres y 200 de ellos son administrativos, y quedaron afuera otros 2.500 trabajadores».

«Nosotros reclamamos que le entreguen a esos despedidos 2.500 garrafas y 2.500 bolsas de comida, y Granados nos dijo que Inchauste resolvería el problema, pero no nos quiso recibir», explicó el secretario general del (SICGBA).

El presidente Mauricio Macri anunció desde la avícola Cresta Roja el veto de la ley antidespidos, hace tres semanas, en un acto en el que anunció la reactivación de la planta con la reincorporación de 1.300 empleados, de los cuales solo 500 pertenecen al gremio de la carne.

Los trabajadores de Cresta Roja, que estuvo en quiebra y volvió a faenar después de casi seis meses, realizaron también esta semana cortes de ruta frente al establecimiento, en la localidad bonaerense de Ezeiza, pidiendo la reincorporación de los despedidos.