La CGT criticó al gobierno por incumplir el pacto de no despidos

La CGT criticó al gobierno por incumplir el pacto de no despidos

La central apuntó contra el gobierno y los empresarios por el incumplimiento del pacto para evitar las cesantías, sellado en noviembre pasado. Además, señaló que aportes y contribuciones no son impuestos sino salario diferido.

En un comunicado, la central obrera enumeró las actividades en la que continúan las bajas laborales. En el listado figuran la industria textil, metalúrgica y el calzado. La CGT no considera que haya una ola de despidos, pero sí que continúa la hemorragia laboral por goteo. Se hace más visible en las industrias que sufren los coletazos de la apertura de las importaciones o cuyo músculo depende de lo que suceda en Brasil.

De esta manera, la CGT advirtió sobre el incumplimiento del pacto que selló con el Gobierno y las principales cámaras electorales para frenar los despidos y las suspensiones hasta el 1° de marzo.

Además, lo vinculó al debate para reducir los costos laborales. “Resulta llamativo que en momentos donde se está anunciando una revisión de los costos laborales y de reducción de los tributos se siguen produciendo cesantías”, alertó la CGT en su comunicado, que es firmado por Juan Carlos Schmid, uno de los tres referentes.

El mensaje agrega: “En paralelo se anticipan fuertes aumentos en servicios, combustible, peajes y prepagas, abriendo serios interrogantes sobre la pauta inflacionaria del presente año, razón por la cual el consejo directivo evalúa un panorama complicado”.

Por otro lado, otro de los triunviros, Héctor Daer se mostró “sorprendido” por los dichos del flamante ministro Nicolás Dujovne, quien afirmó que “los impuestos al trabajo” son muy altos. “Los aportes y contribuciones no son impuestos al trabajo sino salario diferido”, replicó el gremialista.

Pidió no “banalizar” la financiación de la salud de los trabajadores y del sistema previsional, y agregó: “Fue más allá el ministro. No puede decir que los fondos con los que se financia la seguridad social son ridículos. Se puede discutir todo, pero nosotros consideramos que los aportes y contribuciones no son impuestos al trabajo, sino salarios diferidos que hacen a la salud de los trabajadores, la salud de los jubilados y el sistema previsional, y a sostener el sistema que genera equidad en las sociedades. Estoy sorprendido por estos dichos del ministro”, admitió.